William Goldman Quote

Hay muertes, y será mejor que entendáis algo: que mueren algunas personas que no deberían morir. Preparaos, pues. Esto no es un cuento infantil. A mí nadie me lo advirtió y la culpa fue mía (dentro de poco entenderéis por qué os lo digo), y el error fue mío, de manera que no quiero que os pase lo mismo. Mueren algunas personas que no deberían morir, y la razón es ésta: la vida no es justa. Olvidaos de todas las tonterías que os dicen vuestros padres. Acordaos de Morgenstern. Seréis mucho más felices.

William Goldman

Hay muertes, y será mejor que entendáis algo: que mueren algunas personas que no deberían morir. Preparaos, pues. Esto no es un cuento infantil. A mí nadie me lo advirtió y la culpa fue mía (dentro de poco entenderéis por qué os lo digo), y el error fue mío, de manera que no quiero que os pase lo mismo. Mueren algunas personas que no deberían morir, y la razón es ésta: la vida no es justa. Olvidaos de todas las tonterías que os dicen vuestros padres. Acordaos de Morgenstern. Seréis mucho más felices.

Related Quotes

About William Goldman

William Goldman (August 12, 1931 – November 16, 2018) was an American novelist, playwright, and screenwriter. He first came to prominence in the 1950s as a novelist before turning to screenwriting. He won Academy Awards for his screenplays Butch Cassidy and the Sundance Kid (1969) and All the President's Men (1976).
His other well-known works include his thriller novel Marathon Man (1974) and his cult classic comedy/fantasy novel The Princess Bride (1973), both of which he also adapted for film versions.